Guerra contra la soledad

Las horas pasan y siento como cambian de forma las luces de mi habitación. Suena de fondo una canción que no conozco mientras la soledad se sienta a mi lado y me mira con sus ojillos tristes y pícaros, como queriendo decirme algo. No quiero mirarla, me viro al otro lado, hacia el lado frío de mi cama, y siento tu ausencia como un lobo que me vigila para darme caza. Miro al techo, a la eterna blancura que ahora se ve un tanto más gris, y busco tu rostro entre las sombras. Cada vez más oscuro, cada vez más vacío.

Juego a quedarme inmóvil con la soledad. Si gano quizás me deje en paz. Siento a lo lejos la vida pasar, los autos, los niños. Y entre todos los sonidos reconozco uno de sentirlo tantas veces, un timbre que anuncia que he ganado. La soledad me mira otra vez, esta vez con rabia, mientras se marcha recogiendo sus garras y agarrando su lobo por el lomo.

Y yo solo puedo sonreírle y hacerle un guiño al tiempo que respondo. Hola, amor, te estaba extrañando. Y tu voz es todo lo que necesito para cerrarle las puertas a la odiosa soledad.

bw-black-and-white-blanket-comfortable-Favim.com-845734

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s